miércoles, 19 de enero de 2011

El puerro en la cocina

Puerros

El puerro pertenece a la familia de las Liliáceas y al género Allium. Cuenta con unas 3.500 especies de plantas herbáceas y árboles.  En principio se cree que procede de Mesopotamia, Egipto, Turquía, Israel y existen desde hace unos 4.000 años. En la antigüedad se utilizaba medicinalmente y como alimento. En la Edad Media, salvó la hambruna y las enfermedades como la peste a mucha gente.
En España se cultiva principalmente en el norte de España: País Vasco, Navarra y La Rioja. El país que más produce y consume puerros de Europa es Francia. El puerro consta de tres partes bien diferenciadas entre sí: las hojas verdes, el bulbo blanco alargado y una zona de raicillas adheridas a la base.
Miden alrededor de 50 centímetros de longitud y de 3 a 4 centímetros de grosor. Su peso oscila entre los 80 y 200 gramos.

En función de su época de cultivo se distinguen diversas variedades que difieren por su longitud, diámetro, consistencia e intensidad de sabor:
Puerros de otoño e invierno: son los más gruesos y de sabor fuerte
Puerros de verano: su tamaño es menor que las anteriores variedades, son más tiernos y presentan un sabor más suave.

Recomendados para:
- Aparato digestivo y el páncreas.
- Embarazadas: ayuda a la formación del feto.
- Favorece transito intestinal
- Es diurético y laxante.
- Reuma, artritis.

Variedades de Puerros cortos o semilargos:
Grueso de Rouen, Musselburgh, Platina, Arcadia, Electra

Variedades de Puerros largos:
Largo de Gennevillier, Largo de Meziers, Largo de Bulgaraia, Alaska, Artabau.

No olvidemos que el puerro es muy utilizado como hortaliza en la cocina a nivel mundial.

Dejaremos la receta de crema de puerros por si os decidís a realizarla. Les digo que en casa es lo que se cena cada jueves.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Real Time Web Analytics